Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
Alcohol Isopropílico 99,9% Pureza Ver más grande

Alcohol Isopropílico 99,9% Pureza

ALC_ISO_999

Nuevo producto

El alcohol isopropilico, isopropanol o  2-propanol se evapora muy rápido sin dejar residuos.

Es un alcohol incoloro, inflamable, con un olor intenso y muy miscible con el agua.

Se usa para limpieza de cristales, DVD y otros dispositivos electrónicos, como desinfectante y también  en la industria farmacéutica y cosmética.

Pureza al 99,9%.

Más detalles

Este producto ya no está disponible

28,93 €

Más

Cuando se habla de alcohol, siempre viene a la cabeza el de las bebidas alcohólicas o el que se compra en las farmacias para curar las heridas. Sin embargo, hay más tipos de alcohol muy útiles para otras tareas.

Uno de esos tipos de alcohol es el que se conoce como alcohol isopropílico o isopropanol, que se emplea para diferentes fines, siendo los más habituales los relacionados con la limpieza o desinfección. Pero estos no son sus únicos usos, ya que el alcohol isopopílico tiene también numerosas aplicaciones en el ámbito industrial. Algo que debes tener muy en cuenta a la hora de usar este tipo de alcohol, es que es un producto inflamable, por lo que resulta fundamental emplearlo con cuidado.

Qué es el alcohol isopropílico o isopropanol

El alcohol isopropílico no es un alcohol etílico como el de la farmacia. Se trata de un compuesto químico que también recibe otros nombres como isopranol, propanol o API, entre otros. Las principales características de este producto es que es incoloro y tiene un fuerte olor, aunque su aroma puede variar dependiendo del producto que contenga este tipo de alcohol.

Su textura suele ser como la de cualquier otro alcohol, pero cuando está en temperaturas muy bajas y extremadamente frías se nota que es más denso y espeso. Hay personas que describen su tacto como una especie de jarabe o sirope.

Si hablamos de características del alcohol isopropílico, vale la pena insistir en que es un compuesto químico altamente inflamable, por lo que hay que tener mucho cuidado cuando se emplea, cómo se emplea y dónde se almacena o guarda. Lo más conveniente es mantener el producto que contenga este tipo de alcohol bien alejado de fuentes de calor.

Para qué sirve el alcohol isopropílico o isopropanol - los usos

Ahora que ya sabemos qué es este producto, tenemos que hablar de para qué sirve el alcohol isopropílico o isopropanol. En general, este alcohol se emplea sobre todo como desinfectante, aunque puede tener otros muchos usos. Los más habituales son:

Desinfectante: este tipo de alcohol se utiliza como desinfectante, por ejemplo, para las manos. De hecho, es habitual que productos como las toallitas o algunos geles de manos contengan cierto porcentaje de alcohol isopropílico, ya que este evita que proliferen y crezcan los microorganismos. Una particularidad por la que, a veces, se emplea para evitar o acabar con las plagas.

Limpieza: el alcohol isopropílico o isopropanol también se emplea para la limpieza de determinados objetos como los equipos electrónicos -siempre que estén desconectados y fríos-, y todas aquellas superficies en las que es habitual que queden marcas o huellas. Además, es útil para limpiar los cristales o espejos, persianas y suelos, así como para quitar las marcas de los cuellos en las prendas de vestir, entre otros posibles usos en el hogar.

Farmacia y medicina: el alcohol isopropílico o isopropanol también se emplea en este sector para conservar muestras biológicas en un laboratorio o para usar en productos de cosmética para evitar que hagan espuma. Es el caso de los tónicos, mascarillas purificantes, etc.

Automoción: este alcohol también se emplea en la industria de automoción, ya que es uno de los aditivos que se añaden al combustible. Además, es útil para evitar que se congele el agua del vehículo cuando hace mucho frío, aunque también puede tener efectos descongelantes. En las industrias de este sector o en los talleres, se suele emplear, además, para quitar la grasa y el aceite de superficies, máquinas o herramientas.

Industria: el alcohol isopropílico se usa, también, en otras industrias. Por ejemplo, se emplea como disolvente en pinturas o tintes, así como solvente en resinas y aceites esenciales.

Accesorios